A cinco meses de la implementación, ¿cómo se vive con las bolsas reutilizables?

Los hipermercados, supermercados y autoservicios de la Ciudad ya no venden bolsas desechables.

A partir de la resolución 341/16 de la Agencia de Protección Ambiental, implementada el 1 de enero de 2017, las bolsas tipo “camiseta” con dos manijas dejaron de caminar las calles porteñas.

Dicha normativa busca desalentar su uso y reemplazarlas por bolsas reutilizables, para fomentar y favorecer los hábitos sustentables y dar batalla contra la contaminación. Es decir, pasar de lo desechable a incorporar el hábito de lo reutilizable.

Durante los 5 primeros meses del año, luego de la implementación, la conducta del consumidor fue cambiando en términos favorables hacia el cuidado del planeta, incrementando el uso de dichas bolsas, según Ecofactory, principal proveedor de las cadenas de hipermercados y supermercados del país.

Para corroborarlo, consultamos con los ciudadanos, que contaron su experiencia:

"La propuesta de bolsas reutilizables es interesante por motivos diversos: primero y principal por la ecología, ya que se disminuye el residuo que generaban las bolsas; por otro, la limpieza en la ciudad dado que no se ven bolsas sueltas en las calles arrastradas por el viento ni quedan tapando las bocas de tormenta. Creo q la adaptación a dicho cambio fue positivo y que no hubo una fuerte resistencia al cambio por parte de la gente”, explica Emmanuel Kamian de San Telmo, CABA.

Por su parte, Florencia Mellino, Asesora de Imagen, comenta: "Estoy de acuerdo con la medida implementada y considero fue súper efectiva. Vivo en Vicente López y, si bien no forma parte de la Ciudad de Buenos Aires, también comenzamos a incorporar esta nueva reglamentación como propia, al ser beneficiosa para el medioambiente. Además, las bolsas son súper cómodas para hacer las compras, para ir al shopping y también como cartera. Los diseños son divertidos y cancheros, nos permiten estar a la moda y reutilizar, cooperando de esta forma con el reciclado y la reducción de la basura”.

Un producto es sustentable cuando nuestras acciones sobre el medioambiente terminan en un lugar que deja los recursos y los residuos en el mismo estado en que los encontramos. Las bolsas reutilizables son una solución adecuada y amigable en respuesta a la necesidad de trasladar elementos y bienes de consumo de manera cotidiana.

En Argentina, se usan y se descartan 8 mil millones, casi 1 millón de bolsas por hora las 24 horas del día, los 365 días al año. Las bolsas de polipropileno descartable tardan entre 150 y 400 años en degradarse, generando una tragedia ecológica.

Las bolsas reutilizables, al ser durables y lavables, permiten reemplazar más de 100 bolsas descartables por una reutilizable. A través de este aporte reducimos el impacto al medio ambiente a la centésima parte. Esto significa que demoraremos 100 años en utilizar lo que utilizamos hoy en uno.

Si cada persona es consciente de su propio aporte y del beneficio de reutilizar versus desechar , y generar más basura, sin dudas lograremos resultados positivos y amigables con el medio ambiente”, sintetizó Martín Jersonsky -Gerente de Ecofactory.

 Síguenos en Facebook
 Síguenos en Twitter
 Síguenos en Instagram

Redacción